La camarera de Artaud

Nieto, Verónica

La locura es un cierto placer que solo el loco conoce y esto parecen saberlo bien los personajes de esta novela, que discurre entre los límites de la cordura y la locura en un sanatorio mental francés durante la época de la Ocupación nazi. La camarera de Artaud narra un períodO de tiempo de la vida de Amélie Lévy, una joven de remoto origen judío que ha sido internada en un hospital psiquiátrico a causa de ciertos trastornos de personalidad. Su vida carece de estímulos hasta que, una mañana, el doctor Ferdière, director del centro, se presenta con un nuevo nterno que resulta ser un importante artista de París: Antonin Artaud. No hay mortal que sea cuerdo a todas horas PLINIO EL VIEJo Estas páginas nos recuerdan que Artaud murió aferrado a su zapato, como si en ese mínimo refugio pedestre residiera su única certeza frente a la locura o el sinsentido. De manera similar, la novela mantiene el paso y el aliento hasta la última coma, con un rigor que aquel poeta habría calificado de cruel, de no ser por la elegante compasión que despliega el relato. «Tengo pensado soplar hasta tirar abajo el edificio», son las últimas palabras (brutales, delicadas) que le dirige a Amélie, su protagonista. A semejanza del artista al que encuentra, su voz pesa sus nervios y los somete a una extraña precisión, moviéndose en el borde entre la observación histórica y la revelación íntima. Exteriore interior funcionan aquí como dos instancias irreconciliables que, sin embargo, viven contagiándose: demencia y cordura, encierro y libertad, ocupación y soberanía, menmoria colectiva y secreto personal. ANDRÉS NEUMAN

Categoría:

Sinopsis de La camarera de Artaud

La locura es un cierto placer que solo el loco conoce y esto parecen saberlo bien los personajes de esta novela, que discurre entre los límites de la cordura y la locura en un sanatorio mental francés durante la época de la Ocupación nazi. La camarera de Artaud narra un períodO de tiempo de la vida de Amélie Lévy, una joven de remoto origen judío que ha sido internada en un hospital psiquiátrico a causa de ciertos trastornos de personalidad. Su vida carece de estímulos hasta que, una mañana, el doctor Ferdière, director del centro, se presenta con un nuevo nterno que resulta ser un importante artista de París: Antonin Artaud. No hay mortal que sea cuerdo a todas horas PLINIO EL VIEJo Estas páginas nos recuerdan que Artaud murió aferrado a su zapato, como si en ese mínimo refugio pedestre residiera su única certeza frente a la locura o el sinsentido. De manera similar, la novela mantiene el paso y el aliento hasta la última coma, con un rigor que aquel poeta habría calificado de cruel, de no ser por la elegante compasión que despliega el relato. «Tengo pensado soplar hasta tirar abajo el edificio», son las últimas palabras (brutales, delicadas) que le dirige a Amélie, su protagonista. A semejanza del artista al que encuentra, su voz pesa sus nervios y los somete a una extraña precisión, moviéndose en el borde entre la observación histórica y la revelación íntima. Exteriore interior funcionan aquí como dos instancias irreconciliables que, sin embargo, viven contagiándose: demencia y cordura, encierro y libertad, ocupación y soberanía, menmoria colectiva y secreto personal. ANDRÉS NEUMAN

La camarera de Artaud

Autor Nieto, Verónica
Portada Ver portada
Editorial trampa
Año 2018
Idioma español
ISBN 9788494914010
País Argentina

Nieto, Verónica

Verónica Nieto (1978), nació en Córdoba Argentina) y vive desde hace años en Barcelona. Es licenciada en Filología Hispánica por la Universidad de Málaga y en Teoría de la Literatura y Literatura Comparada por la Universidad de Barcelona. Es autora de novelas y cuentos. Su primera obra, La camarera de Artaud (Diputación de Valladolid, 2011), fue galardonada con el I Premio de Novela «Villa del Libro» 2010 y traducida al italiano (Valigie Rosse, 2015); los cuentos Tangos en prosa (Agilice Digital, 2014), y la novela Kapatov o el deseo (Balduque, 2015) no hacen más que confirmar su enorme talento y una trayectoria brillante. Verónica compagina la actividad creativa con tareas de edición para la revista La maleta de Portbouy también escribe en Rumiar la biblioteca, un blog de lecturas e impresiones literarias. Actualmente trabaja en su nueva novela.

Información adicional

Peso 246 g